Mi foto
Nombre:
Lugar: Los Andes - V Región, Chile

Alcalde I. Municipalidad de Los Andes. Abogado de la Universidad Católica de Valparaíso, Ex - Fiscal del Ministerio Público de Los Andes. Académico de la Universidad de Playa Ancha sede San Felipe y de la Universidad Aconcagua. web site: www.mauricionavarro.cl

sábado, 27 de junio de 2009

Otra vez nos amenazan con el asesinato selectivo de personas inocentes

Si, las cosas por su nombre, ya basta de endulzar la realidad y acomodarla a criterios de conveniencia moral o electoral. Atendido el estado actual de la ciencia no es posible determinar si la píldora del día después (levonorgestrel) es o no abortiva. Y si esto no puede determinarse, la distribución y consumo de este fármaco puede ser constitutivo de aborto, y el aborto es el peor de los asesinatos pues se comete contra alguien que ni siquiera tiene la posibilidad de gritar oponiéndose.
Se ha señalado que este fármaco actúa inhibiendo la ovulación, retardando la movilidad de los espermatozoides y actuando sobre la mucosa del útero impidiendo la implantación. La dinámica natural de los hechos es la siguiente, los espermios demoran aproximadamente desde el momento de la relación sexual 24 horas en llegar a las trompas de Falopio, si en ellas encuentran el óvulo, se produce la fecundación, si no es así permanecen en el lugar por un máximo de 72 horas, si en ese lapso se produce la ovulación de la mujer se verifica entonces la fecundación. Fecundado el óvulo el embrión se dirige al utero para producirse su anidación, este es un proceso que puede durar 7 días. La concepción se produce en el momento de la fecundación. Entonces, no habría aborto en todos aquellos casos en que el levonorgestrel intervenga con anterioridad a la fecundación, pero en todos aquellos en que lo haga una vez producida tendría este carácter abortivo.
En este análisis es preciso ser científicamente muy rigurosos, pues se ha pretendido que la concepción se produce no con la fecundación sino con la anidación, y de esta forma se afirma no habría aborto al impedir esta anidación. Esta postura absolutamente acomodaticia no resulta razonable, pues todas las potencialidades para la vida adulta plena no se encuentran solo en la anidación del feto, sino antes, precisamente en la fecundación, debiendo forzosamente entender entonces que la concepción corresponde a este momento.
En definitiva, si no se encuentra comprobado científicamente que el levonorgestrel no tenga carácter abortivo, más aún cuando precisamente sea muy probable que tenga este carácter, cada vez que se distribuya y use este fármaco se corre el riesgo real de asesinar una persona inocente e indefensa, y … nadie, por ninguna razón, por grave que esta sea, tiene derecho a disponer de la vida de otro y mucho menos de un ser inocente indefenso.
Produce profunda indignación que quienes en el pasado actuaron con mucha justicia como paladines de la defensa del derecho a la vida y de la integridad física de sus hermanos perseguidos, hoy con el mismo énfasis y hasta con particular agresividad propugnan acciones, doctrinas y legislaciones que precisamente atentan contra estos derechos.
No tiene ningún valor ese argumento de la supuesta desigualdad que se presenta respecto de personas de menos recursos que no pueden adquirir este fármaco en relación con quienes de mayores ingresos lo pueden comprar en farmacias, pues la justicia no viene por distribuirla para todos, sino por no distribuirla para nadie, ello por qué la píldora del día después puede ser abortiva también para las personas que tienen recursos. El fallo del Tribunal Constitucional no impidió la distribución de la píldora del día después por efectuarse a través del sistema público, sino fundamentalmente por constituir un peligro real para la vida humana, entendida desde la concepción.
Estoy absolutamente convencido que defender esta posición es muy impopular, sin embargo, también estoy convencido que en el fondo de nuestras conciencias ninguno de nosotros quiere ser responsable de terminar con la vida de otro. Entonces, no dejemos que otras vez nos amenacen con el asesinato selectivo de personas inocentes.

1 comentarios:

Blogger pablo ha dicho...

Me parece muy bien y fundamentada cientificamente,el ,planteamiento, de nuestro alcalde, con respecto al asesinato de personas, que no se pueden defender.es horrible permitir este asesinato, por afanes electoreros,es de cristiano defender a los que no se pueden defender, mis aplausos sr alcalde y felicitaciones.-

14 de enero de 2010, 8:37  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal